La experiencia adquirida durante los últimos 17 años de misiones a la estación oceánica ESTOC (Estación Europea de Series Temporales Oceánicas, Islas Canarias) han provisto de un trasfondo histórico sobre las variables físicas y biogeoquímicas desde la superficie hasta la columna de agua.

La transferencia reciente del control de ESTOC a PLOCAN (Plataforma Oceánica de Canarias) garantiza la sostenibilidad operacional de este observatorio profundo hasta 2023. Este observatorio profundo se ha convertido en uno de los 3 medios de observación que posee esta infraestructura singular. Los otros dos son:

- El observatorio costero, que es un sistema de observación permanente en tiempo real usado también como un banco de ensayos para instrumentación marina, y que incluye un sistema cableado para la observación.

- El observatorio extendido, un sistema de observación móvil que realiza misiones de observación costera, regional y global.

Este observatorio complejo e integral tiene como objetivo formar parte de las redes paneuropeas emergentes, ofreciendo una extensión hacia las fronteras sur de interés. La gestión de una base para vehículos e instrumentación submarinos, junto con la instrumentación del banco de ensayos y la existencia de una serie oceánica de larga duración en ESTOC, permitirán enfocar, actualizar y mejorar la calidad, cantidad, proyección y utilidad de dicho observatorio integrado. Se espera que los datos recogidos contribuyan a comprender los factores que afectan el océano en temas claves como el cambio climático, acidificación, biogeoquímica así como la afectación debida al afloramiento y el polvo sahariano.