Los días 1 y 2 de Junio 2014, y como parte de la colaboración con el Centro Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), PLOCAN participó en una campaña oceanográfica a bordo del Buque Oceanográfico “Sarmiento de Gamboa” (CSIC) en aguas al norte de Canarias. En concreto el lunes 2 de Junio de 2014 se llevó a cabo el despliegue del fondeo PLOCAN/ESTOC en ESTOC (Estación de Series Temporales Oceánicas de Canarias). La misión se ha desarrollado en el contexto del Observatorio Integrado de PLOCAN al servicio de la comunidad científica, y en concreto a la ocupación y monitorización regular del observatorio profundo fijo ESTOC.

El fondeo ha supuesto un esfuerzo tecnológico y científico importante para PLOCAN, ya que su preparación y despliegue en el mar han sido realizados íntegramente por dicha infraestructura, generando un hito frente a anteriores fondeos. Este fondeo profundo (3.624m) consta de una boya superficial donde están instalados los sensores meteorológicos así como la sensórica oceanográfica superficial para medir parámetros físicos y bioquímicos de la superficie marina, y también contiene una estructura en aguas sub-superficiales (sobre 100m) que aglutina otra serie de sensores para medir parámetros físicos y bioquímicos.

Este despliegue va a permitir la medición de variables atmosféricas y oceanográficas en alta resolución (cada hora) en el mar, que se transmitirán en tiempo real vía satélite. En concreto y respecto a la atmósfera y por medio de una estación meteorológica, se miden la presión barométrica, temperatura, humedad relativa, velocidad y dirección del viento, precipitación y radiación solar fotosintéticamente activa (PAR). Con respecto a las variables oceanográficas, en la superficie del mar se mide la temperatura, conductividad, oxígeno, turbidez y clorofila; y también se cuenta con dos sensores pertenecientes al grupo QUIMA de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria (ULPGC) para medir en superficie el pH y el CO2. Con respecto a la estructura sub-superficial se miden de forma auto-contenida la presión, temperatura, salinidad, oxígeno disuelto, clorofila y corrientes. Estas observaciones podrán visualizarse una vez que se recupere el fondeo. Se estima que el fondeo permanezca un año como máximo, si bien se buscarán posibilidades para poder intercambiar el fondeo en un intervalo menor de tiempo.

Durante la misión se procedió a realizar un muestreo “in situ” de la columna de agua de la estación ESTOC hasta 3500m de profundidad por medio de una roseta con un CTD (sensor para medir presión, temperatura y conductividad). Además de las mediciones realizadas en toda la columna de agua por el CTD, se tomaron muestras discretas de agua de las botellas Niskin cerradas en 24 profundidades para analizar oxígeno disuelto, sistema del CO2, nutrientes para análisis nanomolar y micromolar, aluminio, clorofila y salinidad. Estas muestras serán analizadas en diversos laboratorios de PLOCAN y la ULPGC en tierra y se usarán para validar los datos medidos por los sensores una vez la boya adquirió los primeros datos en el mar.

Los datos que llegan diariamente se visualizan en el portal de boyas de PLOCAN, herramienta que está permitiendo realizar el seguimiento de las mediciones generadas por los sensores en tiempo real. PLOCAN está desarrollando herramientas para el control de calidad de los datos así como la adaptación a los formatos establecidos para la distribución de éstos, con el fin de cumplir los estándares internacionales descritos en el “Global Earth Observation System of Systems (GEOSS)”.